domingo, 26 de marzo de 2017

Belen Gopegui en el homenaje a Fidel

GLIFOSATO: desgarradora carta antes de morir de una científica de la EPA "si, causa cáncer"

Por Graciela Vizcay Gomez

La carta de la científica de la EPA Marion Copley, que falleció víctima de cáncer, fué descubierta en los documentos no sellados originalmente por el Tribunal del Distrito Norte de California, USA, en la "Acción Civil N° 16-MD-02741-VC Monsanto Company", sobre responsabilidad por el herbicida RoundUp. La carta la dió a conocer el grupo anti-GMO 'US Right to Know (USRTK), y fué publicado en el sitio Glyphosate.news

En la carta, Copley le pide al científico Jess Rowland, llamado el "topo de Monsanto" dentro de la EPA, que "deje mentir sobre los peligros del RoundUp (Glifosato).

El PDF original del documento se encuentra en el sitio web de USRTK.
Marion Copley, una científica de la EPA con 30 años de carrera, con numerosos premios en su haber, escribió una carta a Rowland en marzo de 2013, dos años antes de que el debate público sobre la carcinogenicidad del glifosato comience en serio. La Dra. Copley fue toxicóloga principal en la División de Efectos de la Salud de la EPA y trabajó estrechamente con Rowland. Diagnosticada con cáncer terminal, tuvo que retirarse por razones de salud y falleció en enero de 2014. Antes de su muerte, expresó sus serias preocupaciones a Rowland sobre el manejo del glifosato por parte de EPA. Desafortunadamente, la Dra Copley murió un año después y antes de que la Agencia Internacional para la Investigación del Cáncer (IARC-OMS), el año siguiente, llegara a la misma conclusión sobre el herbicida: el glifosato es un carcinógeno.

La declaración moribunda de la Dr. Copley comienza nombrando no menos de catorce efectos del glifosato conocidos por la EPA, todos los cuales son mecanismos plausibles de acción que explican el aumento en el riesgo de linfoma.

-"Cualquiera de estos mecanismos por sí solos puede causar tumores, pero el glifosato causa todos ellos simultáneamente". Copley señaló que el glifosato fue previamente clasificado por la EPA como un "POSIBLE carcinógeno humano", y argumentó que, de acuerdo con los conocimientos de la EPA sobre el producto químico, la EPA debería re-clasificar el glifosato como "PROBABLE carcinógeno humano".
En esta carta, Copley le pide a Jess Rowland que haga su trabajo y proteja al público en lugar de proteger los intereses de Monsanto, diciéndole : -"Por una vez en tu vida, escúchame y no hagas tu juego de connivencia política con la ciencia para favorecer a los registrantes. Por una vez haz lo correcto y no tomes decisiones basadas en cómo afecta a tu bono". En dicha correspondencia, la toxicóloga cita pruebas de estudios en animales y escribe: " Es esencialmente cierto que el glifosato causa cáncer".

Luego insiste en otro párrafo:
-"Jess, tú y yo hemos discutido muchas veces sobre el Comité de Revisión de la Evaluación de Cáncer de la EPA (CARC) . Usted discutió a menudo sobre temas fuera de su conocimiento, que es antiético. Su formación insignificante en 1971, en Nebraska, es muy anticuada, por lo tanto la ciencia CARC está a 10 años detrás de la literatura en los mecanismos.

Y continúa diciendo: -”Los quelatos claramente interrumpen la señalización del calcio, una vía de señalización clave en todos los cellos y que media en la progresión del tumor. Se supone que Greg Ackerman es nuestro experto en mecanismos, pero nunca mencionó ninguno de estos conceptos en el CARC y cuando traté de discutirlo con él, me dejó fuera. ¿Greg está jugando tus juegos políticos también, es incompetente o tiene algún tipo de conflicto de intereses?”

Aquí hace referencia al científico Gregory Akerman, de la división Efectos en la Salud, Revisión sistemática y métodos de recopilación de datos, que sigue en funciones en la EPA

También acusa a Rowland y a otra científica de la EPA, Anna Lowit , que todavía trabaja en la agencia, de involucrarse en tácticas de intimidación para obligar a los científicos y burócratas de la EPA a cambiar sus conclusiones a favor de Monsanto. -"Usted y Anna Lowit intimidaron al personal del Comité de Revisión de la Evaluación de Cáncer de la EPA (CARC) y cambiaron los reportes finales del Comité de Revisión de la Evaluación del Riesgo de la Agencia (HIARC) y del Comité de Ciencias y Política de Peligros (HASPOC) para favorecer a la industria", dice Copley.

Esta táctica, por cierto, está alineada al 100% con la cultura corporativa profundamente malvada de Monsanto, que habitualmente se involucra en tácticas legales de intimidación a científicos y campañas de asesinato contra activistas anti-Monsanto.

Copley advierte y acusa que los científicos de la EPA son sobornados por Monsanto, diciendo: "Su colega de Nebraska recibió fondos de la industria, claramente tiene un conflicto de intereses. Simplemente prométeme que no dejará nunca a Anna (Lowit) en el comité del CARC, sus decisiones no tienen sentido racional. Si alguien en OPP está aceptando sobornos, es ella."

Lo que es grave, es que esta científica a la que hace referencia la científica en su carta: Lowit, que además de trabajar en la EPA como asesora senior en la Oficina de Programas de Plaguicidas, es la Co-presidente del Comité Asesor Científico sobre Métodos Toxicológicos Alternativos (ICCVAM). La tarea de este organismo es :
"Establecer, siempre que sea factible, directrices, recomendaciones y reglamentos que promuevan la aceptación reglamentaria de pruebas toxicológicas nuevas o revisadas científicamente válidas que protejan la salud humana y animal y el medio ambiente, reduciendo, refinando o reemplazando ensayos con animales y garantizando la seguridad humana y la inocuidad de los productos. Eficacia."

Es un comité permanente del Instituto Nacional de Ciencias de la Salud Ambiental (NIEHS) , en el marco del Centro Interagencial Nacional de Evaluación de Métodos Toxicológicos Alternativos (NICEATM) del Programa Nacional de Toxicología. El ICCVAM está compuesto por representantes de 16 agencias federales de regulación y de investigación de los Estados Unidos que requieren, usan, generan o difunden información toxicológica y de pruebas de seguridad.

No solo existe un conflicto de intereses de parte de Lowit, también un trabajo fino dentro de los entes reguladores, a favor de Monsanto, una real mercenaria, cínica y sin respeto alguno por la salud de los seres humanos y del ambiente.
Los abogados de los demandantes se negaron a decir cómo obtuvieron la carta, que tiene fecha 4 de marzo de 2013. La fecha de la carta viene después de que Copley dejó la EPA en 2012 y poco antes de morir de cáncer de mama a los 66 años, en enero de 2014 .

Ella acusa a Rowland de haber "intimidado al personal" para cambiar los informes para favorecer a la industria, y escribe que la investigación sobre el glifosato, el ingrediente clave del Roundup de Monsanto, muestra que el pesticida debe ser clasificado como "probable carcinógeno humano".
Marion Copley firma con una súplica para la humanidad, sabiendo que ella está acercándose a la muerte, pero que quiere ayudar a liberar a la humanidad del producto químico tóxico "holocausto" que está siendo impulsado por Monsanto y una EPA criminal.

En otros párrafos de la carta, la científica sigue diciendo:
-"Desde que dejé la Agencia con cáncer, he estudiado extensamente el proceso del tumor y tengo algunos comentarios del mecanismo que pueden ser muy valiosos para el CARC basado en mis décadas de experiencia en patología:

*El glifosato fue originalmente diseñado como un “agente quelante” y creo firmemente que es el proceso idéntico involucrado en su formación de tumores, lo cual está altamente apoyado por la literatura.

*Los quelatos inhiben la apoptosis, el proceso mediante el cual nuestros cuerpos matan a las células tumorales

*Los quelatos son disruptores endocrinos, involucrados en la tumorigénesis

*El glifosato induce proliferación de linfocitos

*El glifosato induce la formación de radicales libres

*Los quelatos o secuestrantes, inhiben las enzimas de eliminación de radicales libres que requieren Zn, Mn o Cu para la actividad (es decir, SOD) superóxido dismutasa (antioxidante)

*Quelata el zinc, necesario para la función del sistema inmunológico

*El glifosato es genotóxico, un mecanismo clave contra el cáncer, (coincide con el Dr Robert Bellé)

-El quelato inhibe las enzimas de reparación del ADN que requieren cofactores metálicos

- Los quelatos unen Ca, Zn, Mg, etc. para hacer los alimentos deficientes de estos nutrientes esenciales

-Quelata el calcio necesario para la enzima calcineurina, para una correcta respuesta inmune

-Los quelatos a menudo dañan los riñones o el páncreas, como el glifosato, es un mecanismo para la formación de tumores

-La lesión del riñón / páncreas puede conducir a cambios en la química clínica para favorecer el crecimiento tumoral

- El glifosato mata las bacterias en el intestino y en el sistema gastrointestinal donde reside el 80% del sistema inmune

-Los quelatos suprimen el sistema inmune haciendo el cuerpo susceptible a los tumores

* Las células sanguíneas están más expuestas a quelantes, si cualquier estudio muestra proliferación de linfocitos, entonces es confirmatorio que el glifosato es un carcinógeno.

“Tengo cáncer y no quiero que estos problemas serios en MED pasen sin tratamiento antes de ir a mi tumba. He cumplido con mi deber.”

Firma : Marion Copley 4 de marzo de 2013

Rowland dirigió el trabajo de científicos que evaluaron los efectos en la salud humana de la exposición a plaguicidas como el glifosato y presidió el Comité de Revisión de la Evaluación del Cáncer (CARC) de la EPA que determinó que el glifosato "no es probable que sea cancerígeno para los seres humanos".

Rowland dejó la EPA en 2016, poco después de que una copia del informe del CARC fuese filtrada y citada por Monsanto como evidencia de que la clasificación del IARC era defectuosa.

La EPA ha pasado los últimos años evaluando el perfil de seguridad sanitaria y ambiental del glifosato a medida que la controversia mundial sobre el producto químico ha aumentado. La agencia había planeado terminar su evaluación del riesgo de glifosato en 2015; Luego dijo que se completaría en 2016; Luego dijo que estaría terminado en el primer trimestre de 2017. Ahora la agencia dice que espera tenerla terminada a finales del tercer trimestre de 2017. Sigue dilatando un resultado, que ya es difícil de ignorar : El glifosato produce cáncer y lo saben desde hace años, pero lo ocultaron.
La Agencia Europea de Sustancias y Mezclas Químicas (ECHA) y la European Food Safety Authority (EFSA) también son culpables, insistiendo que "no es cancerígeno", porque analizan el glifosato solo, sin los coadyuvantes de las formulaciones del RoundUp, tal como lo advirtió el Dr Rober Bellé hace dos décadas. Eso es ECOCIDIO.-

Zero Biocidas
Imágen: MomsAcrossAmérica

sábado, 25 de marzo de 2017

Argentina / (Opinión) Rodolfo Walsh sigue venciendo (por Carlos Aznárez)

Resumen Latinoamericano /Marcha/ 25 marzo 2017.-Ni en sus mayores fantasías Walsh hubiera imaginado que cuarenta años después, su nombre, su trayectoria, su lucha y su sacrificio habrían de dar tanto que hablar. Tampoco hubiera creído, en aquellos años de clandestinidad y terror, que la frase “el legado de Rodolfo Walsh” se configuraría como un paradigma hasta impactar primero en miles de estudiantes de periodismo, rebotar luego en numerosos trabajadores y trabajadoras de prensa que reivindican su estilo incisivo y  tan jugado por la credibilidad en todo aquello que se dice o escribe. Es que Walsh y su defensa del pensamiento crítico sigue renaciendo por estos días en artículos, vídeos, programas radiales, y hasta en frases pintadas en los grandes paredones con una ingeniosidad que lo harían sonreír: “Macri prepará el helicóptero porque Rodolfo Walsh te está investigando”.

El escritor e intelectual lúcido que por momentos hizo a un lado la máquina de escribir para transformarse en un activista sindical en la Agrupación 26 de julio del Peronismo de Base y en la del Bloque Peronista de Prensa, o en un combatiente en las Fuerzas Armadas Peronistas y en Montoneros, mostró con su ejemplo el camino del encuentro real con muchas mujeres y hombres del pueblo. Gente de todas partes, que sin conocerlo sabían de su existencia por haber visto de reojo en alguna reunión o asamblea una copia artesanal del libro “Operación Masacre”,  obra cumbre del periodismo de investigación. Es el mismo Walsh que supo ser habitante asiduo de la Federación Gráfica Bonaerense, donde declaró sentirse como en casa, y desde allí dirigir una de las experiencias periodísticas de base más creativas e importantes del continente.

Decir Walsh hoy es evocar lo mejor y más potente del compromiso intelectual al servicio de una militancia solidaria y generosa, que llevaba irremediablemente, en las más duras circunstancias, a entregar la vida en una patriada colectiva. La Revolución y el Socialismo eran dos metas que este hombre esgrimía contra viento y marea. En aras de esos objetivos reivindicaba todos los métodos de lucha,  batallaba en defensa de las exigencias de los de abajo y a la vez de criticar muchas veces al propio Perón y expresar su odio a la burocracia sindical y a sus sicarios armados, no le temblaba el pulso a la hora de enfrentar al gorilismo externo y al que anidaba en las filas del propio peronismo.

No era su estilo dejarse embaucar por los cantos de sirena del reformismo y el posibilísimo, al que consideraba dos lacras que conspiraron en la historia, y lo siguen haciendo, contra el quehacer liberador sin medias tintas. “Cómplice del capitalismo” denominaba Walsh al primer concepto, y “cobardía” de los que se resignan con migajas, al segundo.

Walsh era de la escuela del Che, en el sentido de hacer las tareas impuestas lo más brillantemente posible. No transaba con el desgano y la comodidad de los perezosos a la hora de avanzar hacia un objetivo trazado, sobre todo si tenía que ver, como en la mayoría de los casos, con las reivindicaciones de los que el sistema siempre trató de excluir.

Tampoco Walsh sufría de esa enfermedad tan común en ciertos estamentos de la intelectualidad, sea esta burguesa o “progresista”, como es la egolatría. Tenía mil excusas para poder lucirse como un icono pero siempre desdeñó las caricias de la fama, a la que como dice el tango, la consideraba “puro cuento”, y se embarcó en mil historias vinculadas a la construcción de un periodismo popular y con cable a tierra con los que luchan. Gozaba Walsh con los informes que le llegaban a su mesa de dirección del diario de la CGT de los Argentinos, en los que se hablaba de la avidez con que los cañeros de Tucumán recibían el diario, o como se lo pasaban de mano en mano los petroleros de la Patagonia. Ese brillo, esas luces que no eran de neón, le compensaban todas las dificultades económicas de sobrevivencia o las escapadas de una policía brava que como a tantos militantes lo tenía en la mira. En realidad, estaba repitiendo en territorio propio lo que tiempo antes había pergeñado junto a Jorge Ricardo Masetti y el Che Guevara, en los primeros años de existencia de la Agencia cubana Prensa Latina.

Es bien cierto que Walsh y su colega de tantas insurgencias, Paco Urondo, estaban tallados de una madera especial. Para ambos, la liberación nacional no podía imaginarse sin que esta desembocara en liberación social, y desde ese punto de inflexión es que desarrollaron lo más ardiente de su militancia. Nunca desdeñaron la organicidad con la estructura político-militar que los albergaba, incluso en los momentos más críticos de la misma. A la vez, no se callaron la boca para esbozar sus opiniones aunque contradijeran a las conducciones. No lo hacían desde el desánimo ni en aras de una aventura conspirativa, sino en función de buscar caminos para que las ansias de victoria no derivaran en el genocidio de la fuerza propia, como realmente ocurrió.
Urondo cayó en junio de 1976 combatiendo en Mendoza y la noticia nunca imaginada golpeó duro en Walsh, de la misma manera que otra muerte odiada, la de su propia hija Vicky, lo sacudiría brutalmente poco meses después. Sin embargo, obstinado y enamorado de la vida a pesar de las circunstancias, siguió buscando la luz al final del túnel.
La agencia ANCLA, su obra maestra del periodismo a contracorriente lo mostró en su mejor perfil de comunicador colectivo, igual que pocos años atrás había generado artículos de excelencia en el diario Noticias o investigando la ocupación sionista a Palestina.
Su último texto, convertido en látigo, es la carta a los asesinos del pueblo, en la que da muestras nuevamente de su trayectoria valiente, poniendo identidad a una de las críticas más feroces que podían recibir los dictadores locales.
La prueba de que no lo derrotaron y que solo pudieron apoderarse de su cuerpo, es este aluvión de homenajes a Walsh que hoy arrasa el continente, son miles los y las jóvenes que hoy dicen Walsh para levantar orgullosos su ejemplo de vida rebelde. Su trayectoria y ese rostro tan fotogénico son evocados para alejar las sombras mediocres y retrógradas que proyectan quienes hoy gobiernan el país. Sigue venciendo Walsh, como militante pero también como escritor y periodista.

  • Nota escrita para ambos portales

Recibe Grupo de Amistad con Cuba en el Senado de Argentina a Embajador cubano | CubaMINREX



ARGENTINA, 23 de marzo de 2017.- El Embajador de la República de Cuba en Argentina, Orestes Pérez Pérez, fue recibido por la Presidenta del Grupo de Amistad con Cuba en el Senado de la Nación, María de los Ángeles Sacnun, junto a otros senadores miembros de la agrupación.
Durante el fraternal encuentro, el Embajador ofreció una panorámica de la situación económica, política y social que vive Cuba hoy, así como las características de nuestra política exterior, en especial con la región de América Latina y el Caribe.
Igualmente, explicó la evolución del nuevo acercamiento entre Cuba y Estados Unidos, los avances de la relación bilateral en los últimos dos años y los temas que aún continúan pendientes por solucionar. Enfatizó que la permanencia del bloqueo económico, financiero y comercial del gobierno estadounidense contra Cuba y la ocupación ilegal del territorio de la Base Naval de Guantánamo, se mantienen como principales obstáculos del proceso hacia la normalización de las relaciones.
Por su parte, la senadora Sacnun, reafirmó el apoyo del Grupo de Amistad al levantamiento del bloqueo y trasladó su interés en conformar una agenda de trabajo que permita profundizar las relaciones de fraternidad entre Cuba y Argentina. El senador Juan Manuel Abal Medina destacó los lazos históricos de hermandad entre ambos pueblos, especialmente por la vinculación del Guerrillero Heroico, Ernesto Che Guevara, con Fidel y la Revolución Cubana.
Por la Embajada de Cuba, también participaron el I Secretario Chairo González y la III Secretaria, Gretter Alfonso. (Cubaminrex-Embacuba Argentina)
Recibe Grupo de Amistad con Cuba en el Senado de Argentina a Embajador cubano | CubaMINREX

viernes, 24 de marzo de 2017

Argentina. “NOS VEMOS EN LA PLAZA”. ( * Por Norita Cortiñas)

De la villa, como ustedes. Gustavo, mi hijo, era militante de la Villa 31. Allí, en Retiro, dio sus primeros pasos junto al padre Carlos Mugica, dándoles apoyo escolar a los chicos, en un comedor. Y así como él, sus 30 mil compañeros peleaban por un país con justicia social. Cuando empezó esa pesadilla, ellos soñaban, soñaban con trabajos sin explotación, con techos dignos, con panes suficientes, para que ningún niño debiera sufrir hambre, ni pasar su infancia pidiendo limosna. Luchaba, claro que luchaba, por el bienestar del pueblo.
Sobre el barro de las villas, más que sobre ningún otro suelo, Gustavo sentía que podía cambiar la realidad, porque ya por entonces primaba la estigmatización que las presenta como cuevas para el narcotráfico y la delincuencia, omitiendo la verdadera cotidianeidad de las comunidades obreras, donde la gente se levanta temprano para ir a trabajar, en muchos casos tirando de un carro durante horas, para intentar sobrevivir honestamente. Y para vivir, también. No por casualidad, ni por dinero, las Madres hemos acompañado siempre al grito villero.
Hoy, la voz de los 30 mil puede escucharse retumbando en las gargantas de los docentes, que históricamente han sabido pararse sobre nuestros zapatos, así como ahora me paro yo, dentro del guardapolvo. Pues quién sino los maestros han enfrentado a las injusticias, mal que le pese al gobierno. ¿Saben por qué no les gusta que tomemos las calles? Porque saben que están en falta. Y por eso mismo, vamos a seguir saliendo, sin retroceder ni un solo paso atrás.
Todas esas caravanas por la escuela pública, como las marchas por la urbanización o las manifestaciones contra el gatillo fácil, llevan en sus consignas las causas de Gustavo, todavía postergadas y ahora ninguneadas. Porque no, al macrismo jamás le interesaron los Derechos Humanos y por eso intentan borrar la historia, tal como quisieron convertir al Día de la Memoria en un feriado movible, minimizando al terrorismo de Estado que buscan relativizar.
No lo lograron.
Ni lo van a lograr.
Más que nunca, este 24 de marzo volveré a marchar sobre La Poderosa, porque además de hacerme muy bien, ustedes resisten construyendo un futuro mejor, de la única manera que se puede: recuperando a los luchadores populares, a sus valores y a sus verdades, que también son las nuestras. Y que, por supuesto, son 30.000.
Aunque un gobierno fascista los quiera esconder, a nuestros hijos no los callarán jamás.
Tarde o temprano deberán entender que dijimos Nunca Más.
Hasta mañana.